COOKIES:  Usamos cookies para ofrecerle una experiencia mejorada. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. ·  Más información » ACEPTAR
Publicidad
Motor 2000
Recibir Newsletters  Síguenos en YouTube.com  RSS
Sábado, 25 noviembre - 2017 (07:25 h.)
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
Desde mi Atalaya -con mayúscula-
DGT: “cuenta muertos” y agencia recaudadora
3 ComentariosEnviar08-02-2015  |  Juan José Alonso Prieto
El primer mes de 2015 ha terminado con un total de 88 fallecidos en las carreteras españolas, lo que supone 27 víctimas más que en el mismo mes del año anterior, según los datos facilitados por la Dirección General de Tráfico (DGT). Se trata del primer repunte de la siniestralidad en el mes de enero desde el año 2006.

Este preocupante incremento del 44% con respecto al mismo periodo de 2014 se atribuye por fuentes de la DGT “a la mayor utilización del automóvil debido a la bajada del precio de los combustibles”, y por otra parte “al envejecimiento del parque automovilístico español”.

Unos argumentos simplistas que se basan en la eterna fórmula de “echar la culpa al otro”, en este caso al sufrido usuario de unas carreteras que padecen un abandono y secular falta de mantenimiento, dado que los propios datos de la DGT indican que el 88% de la accidentalidad se produjo en carreteras secundarias.

Son demasiadas vidas las que se pierden para que las DGT las despache con su frialdad estadística de “cuenta muertos” y atribuyéndolas a los conductores o sus vehículos, lavándose las manos sobre una realidad incuestionable cual es el lamentable estado de las carreteras y su señalización, precisamente por la falta de inversión por parte de las administraciones correspondientes, en no pocos casos producto de enfrentamientos políticos, de los que en Canarias tenemos sangrantes y actuales ejemplos, además de fallos procedimentales en unas convocatorias de adjudicación chapuceras, por decirlo en forma suave, y que también nos son muy cercanas.

Incluso es curioso que algunos municipios dediquen mayor presupuesto a esos inútiles “carriles bici” que nadie usa, antes que al tráfico convencional, pese a los impuestos que generan los automóviles para las arcas municipales.

Igualmente resulta inadmisible el argumento referido al envejecimiento del parque, que siendo un dato real, en cambio no resulta proporcional a ese aumento de accidentes, porque en gran medida no provienen de la edad del vehículo, sino de otros muchos factores que afectan a cualquier tipo, categoría y años de la unidad implicada.

La DGT se lava las manos con el “carnet por puntos” y, sobre todo, con un constante endurecimiento de las sanciones, abundando en ese concepto generalizado de que este organismo es un mero agente recaudador, sin que esas importantes cantidades repercutan en la vialidad, sino en la adquisición de más y más elementos de vigilancia y persecución a los conductores, sin que estas palabras signifiquen una salvaguarda para los infractores de todo tipo, que los hay, y son merecedores de que sufran el peso de la ley con todas sus consecuencias.

Por el contrario, las inversiones en prevención son mínimas, y se limitan a esas campañas publicitarias que caen como benefactora lluvia económica en los medios amigos y afines, que de esta forma evitan cualquier beligerancia sobre el anunciante, es decir la DGT.

Por supuesto tampoco existe debate político, ni tan siquiera se plantea en una época cargada de elecciones a todos los niveles, y en las que tenemos a los padres de la patria inmersos en batallas para conservar la parcela de poder a base de navajear a los contrarios.

Este es el abandono que padecemos los conductores, y cada día que pasa sin el estudio y aplicación de medidas efectivas, es un día perdido, una muerte más para las estadísticas de la DGT. Tan triste como real.
Página 1 de 1   
Comentarios · 3
3 · ACAR 29-03-2015 10:41 h.
Coincido plenamente, la denominación más apropiada para la DGT es la DG de Cuenta Muertos", de eso no cabe duda alguna, porque esa es la primera y primordial "funcion" que cumple, siendo la segunda , y ultima, la de prolongacion de la Agencia Tributaria (AEAT), estableciendo objeticos individuales y mensuales de número de multas a cada uno de los agentes de GC de ella dependientes. Y para muy poco más sive ese organismo "viciado" llamada pomposamente DGT.Vergonzoso
2 · Rallymans 09-02-2015 22:20 h.
Yo puedo decir,que tengo un coche de una marca japonesa,que es del año 1990,y esta perfectamente.Por eso,no entiendo mucho,cuando dicen del envejecimiento del parque automovilístico,cuando veo pasar coches de tan solos un par de años,y están que dan pena.Encuanto a las carreteras y señalizaciones,uffffff.
1 · Ricardo Ferro 08-02-2015 11:39 h.
Muy buen artículo Juan José. Real, honesto, crítico y contundente. En nuestras instancias se ha instaurado el método de "tiene mas valor una mentira bien contada", apoyándose en medios de "comunicación" mas preocupados de mantener un status que salvaguardar su ética profesional. Mientras seguimos sufriendo gestiones cuanto menos dudosas. Lo mas triste es que hablamos de vidas, personas, padres madres e hijos, que están al servicio de un presupuesto global basado en el precio de la carne y la sangre. En fin...
Página 1 de 1   
Su comentario: Normas de Uso

Nombre:    E-mail: 
  
  • Para que un comentario sea publicado, deberá validarse con el correo eléctronico del usuario, que será verificado por el administrador.
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Motor2000.net.
  • No se permiten comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Motor2000.net se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere fuera de lugar o inadecuados, sin previo aviso.
  • El envío del comentario supone la aceptación de la Política de Privacidad.
» No pueden realizarse más Comentarios. Gracias por su visita.
Contactar   |   Recomendar Web   |   Añadir a Favoritos   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal
Ediciones Especializadas del Motor, S.L. © Copyright 2017 - Todos los derechos reservados
Cerrar
Imagen de la Entrada