COOKIES:  Usamos cookies para ofrecerle una experiencia mejorada. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. ·  Más información » ACEPTAR
Publicidad
Motor 2000
 Síguenos en YouTube.com  RSS
Miércoles, 25 abril - 2018 (09:48 h.)
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
Desde mi Atalaya -con mayúscula-
Capadores de potencia, por interés
12 Comentarios16-12-2017  |  Juan José Alonso Prieto
En el ámbito del automovilismo deportivo se está produciendo en los últimos tiempos una grave intoxicación que afecta a los parámetros deportivos en términos cada vez más graves y alarmantes. Desde la proliferación de comunicados, auténticos panfletos publicitarios destinados a enmascarar fracasos y mediocridades, hasta una deriva en serviles y genuflexas opiniones a favor del paganini.

Hay quien dedicándose a la información agrava esa circunstancia apareciendo en actos públicos vestido, sin rubor alguno, con el ropaje de la marca o equipo que le contrata. Pero la patada a la ética no termina ahí, porque ya sin ética ni estética se dedica con machacona insistencia a crear un estado de opinión para favorecer los intereses del pagador, lo que incluso podría tolerarse con la nariz tapada si no fuera porque esa defensa se basa en machacar a los rivales.

El objetivo es crear un estado de opinión tendente a “capar” la potencia de los vehículos GT (fundamentalmente de la marcha Porsche) para tratar de igualar (o rebajar) prestaciones respecto a los R5, con el banal argumento de que unos no cumplen reglamentación FIA y otros sí.

Esta maniobra alcanza proporciones grotescas equivalentes a la desproporción numérica de vehículos en las citadas categorías. Actualmente tenemos en Canarias once unidades Porsche GT3 que compiten en asfalto, y aún puede venir alguna más, mientras R5 hay una para tierra y otra que de vez en cuando sale en algunas pruebas sobre asfalto.

Hay más, el coste de adquisición y mantenimiento de un GT es un 50 por ciento inferior al de un R5, lo que unido a sus prestaciones y fiabilidad mecánica le hacen que sea ideal para pilotos privados. Esto quiere decir que la proporción multiplicadora a favor de las monturas GT se mantendrá por pura lógica, y porque en Canarias no tenemos pilotos millonarios ni empresas del sector proclives a unas inversiones desproporcionadas para la categoría real de nuestros campeonatos.

Pero como se trata de “servir a quien me debo”, se insiste una y otra vez en igualar por debajo, es decir, en capar la potencia de los Porsche para que corran menos.

Se insiste una y otra vez en crear un estado de opinión que influya en unos federativos melifluos, cuyo objetivo no es proteger el deporte, sino conservar sus cargos contra viento y marea. Ese estado de opinión debe calar también en unos asamblearios cuya preclara inteligencia les lleva en ocasiones a votar contra sus propias propuestas que han presentado a la Asamblea. Es decir, un campo propicio para que las opiniones interesadas empiecen a enraizar.

El automovilismo es velocidad, los grandes pilotos son atletas de la conducción por habilidad, serenidad, riesgo controlado, dominio del medio, capacidades para la puesta a punto ideal de su vehículo, etc. Un conjunto de facultades que se quieren capar para que los R5 sean más prestacionales que los GT.

¡Pero si ya lo son…! Lo hemos estado viendo antes de que este año fueran “capados”. La diferencia está en el pilotaje. Y eso sí que es imposible de igualar.

Si esta insensata teoría del “capado” se trasladara a otros deportes, se podría proponer que el Real Madrid saliera con diez jugadores y la UD Las Palmas, por ser inferior con doce. Que los mejores equipos de baloncesto limitaran la altura de sus jugadores para equilibrarse a los de la cola, que los favoritos de un maratón saliesen quince minutos más tarde, para tener un final más emocionante…

Dejémonos de farsas antideportivas e interesadas. El automovilismo, lo repito las veces que haga falta, es velocidad pura. Y si en Canarias ganan los GT (en manos de buenos pilotos) debemos, en todo caso, favorecer la llegada de rivales que sean capaces de derrotarles. Por ejemplo, la Federación Canaria y las otras tres del coro, deberían poner manos a la obra para buscar la fórmula reglamentaria que permita correr en rallies al Audi de Luis Monzón, para así poner coto al dominio Porsche. Este sí es un argumento pro-deportivo.

El arte de capar, lo dejamos para los granjeros dedicados al engorde de sus animales en busca del mayor beneficio en la explotación ganadera.
Página 2 de 2   « Anteriores
Comentarios · 12
2 · Félix el Gato 16-12-2017 11:42 h.
y que abran la mano a los turbos, estoy de acuerdo que cuanto mas se corra mejor, y el que no sepa o no pueda, que vaya a la escuela.
1 · Vito Corleone 16-12-2017 10:20 h.
Pero si los GT y los R5 ya están igualados!!!!! No lo vieron en el Maspalomas????????
Página 2 de 2   « Anteriores
Su comentario: Normas de Uso

Nombre: 
  
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Motor2000.net.
  • No se permiten comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Motor2000.net se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere fuera de lugar o inadecuados, sin previo aviso.
  • El envío del comentario supone la aceptación de la Política de Privacidad.
» No pueden realizarse más Comentarios. Gracias por su visita.
Contactar   |   Añadir a Favoritos   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal
Ediciones Especializadas del Motor, S.L. © Copyright 2018 - Todos los derechos reservados
Cerrar
Imagen de la Entrada