COOKIES:  Usamos cookies para ofrecerle una experiencia mejorada. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. ·  Más información » ACEPTAR
Publicidad
Motor 2000
 Síguenos en YouTube.com  RSS
Martes, 17 septiembre - 2019 (10:21 h.)
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
Rallye Ciudad de La Laguna: suspendido por infortunado incidente
Cuando el rallye había recuperado su ritmo, tras las lluvias mañaneras, y tanto participantes como aficionados estaban disfrutando de una animada carrera, esta se interrumpió de forma trágica en el TC6 al impactar el coche número 41 contra un muro de bloques, tras el que se encontraba un espectador que fallecía en el acto. La Escudería Sport Eventos Tenerife suspendía la prueba de inmediato en señal de duelo.
0 ComentariosImprimir20-07-2019  |  Juan J. Alonso /Fotos: @ignacio_gonzalez_photo
Un día triste para el automovilismo canario, que suma una víctima más a ese indeseado ranking, y sin que en estos momentos, ni en los venideros, sea procedente estar buscando culpables: ni el piloto que cumplía con su obligación de correr; ni el fallecido que quizá se consideraba seguro en su lugar de observación (aunque la trayectoria de un coche en carrera es totalmente impredecible) ni tampoco los organizadores, o los responsables de cubrir la seguridad en ese tramo “La Esperanza-Tacoronte”, porque es imposible colocar un comisario de ruta en la puerta de casa.

Ha sido, sencillamente, como ocurre en estos casos, la fatalidad, y quizá la concatenación de varias circunstancias. En su momento dictaminarán los técnicos y demás responsables de la investigación.

Por nuestra parte, desde la redacción de Motor 2000, solo nos cabe desear el consuelo divino a los familiares del fallecido y toda la fortaleza de ánimo para el equipo que, de forma absolutamente involuntaria fue el causante, José Miguel Expósito-Jonay Rodríguez, así como para la entidad organizadora que preside José Andrés Negrín, y el director de carrera, Julio Martínez, precisamente una persona que se distingue por ser extremadamente riguroso con la seguridad. Pero son lances de carrera, lances de la vida y de la muerte.

Aspectos deportivos
Pasando a lo meramente deportivo, hasta ese momento el rallye estaba siendo dominando de forma absoluta por Eduardo González-Dailos González (Ford Fiesta R5+) inactivos precisamente desde que fueron segundos en la última edición de este rallye. Sin denotar en absoluto falta de ritmo, anotaron cuatro de los seis scratchs; en el TC2 quedaban a 5 décimas de Lauren García-Samuel Martín, que habían salido con gomas de seco y acertaban aquí; en el TC5 quedaban a 1”3 del equipo Neftalí Martín-Estefanía Rodríguez, que tenían el honor de ganar su primer tramo en un rallye, “La Barranquera-2”, con el Porsche 911 997 GT3.

En el momento de la interrupción, la ventaja de los líderes era de 24”8 sobre los también sorprendentes Víctor Abreu-Luis A. Rodríguez, que haciendo los primeros kilómetros con el Ford Fiesta R5 Evo 2, se habían adueñado autoritariamente de esa posición desde el TC1 y la mantenían con firmeza, dado que Lauren García-Samuel Martín (Porsche 911 997 GT3) estaban a 19”2 en tercera posición después de haber remontado desde el sexto puesto inicial, manteniendo un intenso mano a mano con Pedro J. Afonso-Javier Afonso (Ford Fiesta R5 Evo 2) que les seguían a solo 3,7 segundos.

Manuel Mesa-José Carlos Déniz conservaban el tercer puesto hasta el TC4, llevando dos ruedas de repuesto y haciendo juegos malabares con las montas de neumáticos en el Suzuki Swift Sport, que no les funcionaron cuando en la segunda sección los tramos estaban prácticamente secos, apenas con algunas humedades.

El tema neumáticos fue una constante para muchos equipos, como suele ocurrir en estos casos totalmente imprevisibles, porque nadie podía imaginar que los alisios se apoderaran de forma tan radical de las medianías norteñas descargando agua en pleno verano. Además con la circunstancia de que el TC1 “Tejina-Tegueste” y el TC3 “La Esperanza-Tacoronte” estaban mojados, y el intermedio TC2 “La Barranquera” se encontraba seco, por lo que casi no cabía ni una monta mixta, que tampoco iba a rendir correctamente, o como hizo Lauren en la segunda sección, optando por gomas para mojado en el tren trasero del Porsche.

En sexta posición, a 15"7 de Mesa-Déniz, se situaban Neftalí Martín-Estefanía Rodríguez (su gran registro del TC5 estuvo a solo 6 décimas del récord absoluto de Enrique Cruz); detrás, con casi un minuto de diferencia aparecían Berti Díaz-Adolfo Hernández, que sufrían lo indecible con una monta de gomas duras en el Mitsubishi Lancer Evo IX. Lo mismo se puede decir de Ángel Bello-Taghoter Vargas (Skoda Fabia S2000), a 9”1 de los anteriores después de haber perdido más de cuarenta segundos al sufrir un toque en el TC1.

Novenos Airam Mejías-Ayose García, remontando a duras penas con el BMW M3, un coche de difícil conducción en mojado, y más para este equipo que hacía su segundo rallye con esta montura.

Cerrando el top ten estaban Sergio Fuentes-José A. Báez (Peugeot 208 VTi), peleando por el Grupo R2 con Fernando Cruz-Alejandro Rodríguez (Ford Fiesta) y rivalizando también en trompos y pequeños toques, dada la intensidad de esa lucha, dejando incluso detrás a Fran Suárez-Néstor Gómez, que estaban probando el Citroën DS3 N5, reconstruido después de aquel duro accidente que sufrían en el pasado Rallye Orvecame Norte.

Entre los Seat León Supercopa dominaban la situación Adrián Lugo-Josué Méndez.

Adrián García-Luka Larrosa (Peugeot 208 T16 R5) se habían mantenido en tercera posición hasta que en el TC3 tenían un trompo doble con un ligero sin otras consecuencias que perder un minuto y descender hasta el séptimo puesto, por lo que sin intereses en los campeonatos tinerfeños, desistían de continuar al llegar a la primera asistencia.

En materia de penalizaciones, destacaban los 5 segundos aplicados a Eduardo Domínguez-Dailos González por todar una chicane, y 10 segundos a Ángel Bello-Tagother Vargas por una falsa salida.

Regularidad Sport
Especialmente animada estuvo la categoría Súper Sport en los cinco tramos que pudieron disputar los equipos, de hecho los tres primeros tenían tres ganadores distintos: Jerónimo Martín-María Jesús Arvelo (Toyota Starlet), Ramón Cabrera-Leo Perera (BMW 318) y Francisco Izquierdo-Auriol Izquierdo (Opel Manta 200) y ya en los TC4 y TC5 se imponía el equipo Tin Domínguez-Alejandro Hernández (BMW 316), destacando el último de ellos con una penalización de solo 1,8 puntos para imponerse a José Julio del Rosario-Roberto Febles (Volkswagen Golf GTI) que llegaron a estar líderes, pero finalmente terminaban a 21,1 puntos del equipos vencedor.

Algo más distanciados, en tercera posición quedaba la saga Izquierdo y en cuarto lugar Alejandro Hernández-José Ángel Darias con Ford Fiesta MK I. El equipo vencedor el año pasado, y aspirante a una nueva victoria, Ricxardo Alonso-Kiko Marín, abandonaban en el segundo tramo por avería mecánica en el BMW 2002 ti.

En Sport no hubo sorpresas, se impuso el binomio favorito, Miguel Ángel Báez-David Báez (Autobianchi A112) a pesar de un mal comienzo en el tramo inicial, para rehacerse con autoridad distanciando a los dos equipos restantes: Óscar Álvarez-Marcos González (BMW 318) y José Erasmo Marrero-Germán Rodríguez (Ford Fiesta).

Resumiendo: un final triste e inmerecido para todo el colectivo del automovilismo canario.

BALANCE DE RÉCORDS
TEJINA-TEGUESTE (7,87 km)
Anterior: Vacante
Actual: Eduardo Domínguez-Dailos González (Ford Fiesta R5+) 5’02”2
LA BARRANQUERA (5,00 km)
Anterior: Enrique Cruz-Yeray Mujica (Porsche 911 997 GT3) 2’45”3
Actual: El mismo
LA ESPERANZA-TACORONTE
Anterior: Vacante
Actual: Eduardo Domínguez-Dailos González (Ford Fiesta R5+) 4’26”6
Página 1 de 1   
Comentarios · 0
Página 1 de 1   
» No pueden realizarse más Comentarios. Gracias por su visita.
Contactar   |   Añadir a Favoritos   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal
Ediciones Especializadas del Motor, S.L. © Copyright 2019 - Todos los derechos reservados
Cerrar
Imagen de la Noticia