COOKIES:  Usamos cookies para ofrecerle una experiencia mejorada. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. ·  Más información » ACEPTAR
Publicidad
Motor 2000
 Síguenos en YouTube.com  RSS
Sábado, 25 septiembre - 2021 (00:50 h.)
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter
Alfonso Viera-Víctor Pérez confirmaron el triunfo
49º Rallye Isla de Gran Canaria (Final)
Aunque sólo restaban los dos tramos finales, los 20 km de “Lanzarote-Pinos de Gáldar-Monte Pavón” se mostraban decisivos en varios apartados del rallye, aunque en ningún caso afectaban a las dos primeras posiciones, que ya estaban muy consolidadas para Alfonso Viera-Víctor Pérez y Marco Lorenzo-Néstor Gómez. Donde sí se registraba movimiento era en la tercera plaza del podio, donde José María Ponce -con el BMW en orden de motor y neumáticos- marcaba un segundo crono scratch con 23’’9 de diferencia sobre Eduardo Domínguez-Dailos González, recuperando la posición, que aseguraba con otro segundo tiempo en la última especial.
0 ComentariosImprimir24-05-2010  |  Juan J. Alonso / Fotos: Orlando Yánez
Eduardo mantenía con claridad el liderato de Grupo N, en el que Jonathan Suárez tenía la mala fortuna de sufrir un pinchazo que le suponía perder una posición con José Luis Barrios-Eloy Rivero. Entre los mejores de este grupo se intercalaban los hermanos Marrero en otra gran actuación con el Renault Mégane.

Continuando con las siguientes posiciones de la general, Germán Hernández lograba mantener el tipo y la plaza con el Honda Civic después de haber tenido una primera sección con muchos problemas de embrague y cambio, consolidando la victoria dentro de la competida Clase 6. También Miguel Quintino pudo sobreponerse a los problemas con la presión de gasolina que había tenido en la primera parte de la carrera, incluyendo una penalización de un minuto.

El duelo R2 lo resolvió a su favor Enrique Cruz con una ventaja de 17’’1 sobre Raúl Quesada en el tramo largo, siendo fundamental la decisión de utilizar bioetanol en el Ford Fiesta, lo que supuso una inyección de potencia extra que resulto sumamente efectiva. Entre los R2 se colocó Fran Suárez, que perdió un tiempo preioso trompeando en el cruce de Monte Gusano -TC7- que luego intentó recuperar “volando” en la Bajada de “Caideros-Hoya de Pineda” con un gran tiempo, aunque insuficiente.

Luis Montesdeoca reaparecía después de dos años ausente de las competiciones y aunque no estaba en su línea habitual, además de comenzar con trompo y pinchazo, lograba terminar una prueba para él muy especial, ya que discurría por su zona. Tuvo muy cerca, a sólo 3’’6, al Juan Betancor, que ofreció buenos dosis de espectacularidad con el Toyota Corolla Twin Cam.

Miguel Martín, otro ilustre veterano, pudo subsanar los problemas que tuvo con el BMW en la primera parte, donde llevaba sueldo el diferencial del BMW y logró el objetivo de alcanzar la meta final.

Alexis Santana, copilotado por su hijo Daniel en el Honda Civic, también concluyó la prueba después de probar varias soluciones poco afortunadas en la monta de neumáticos.

Mala fortuna para Bernardino Guerra-Yeray Mujica, que abandonaban con el Hyundai Getz por salida de carretera en el tramo largo.

Notable mejora de prestaciones por parte de las féminas Isabel Hernández-Beatriz Brito, que se superaron a sí mismas respecto a su debut como equipo femenino en el pasado Rallye Villa de Santa Brígida.

Los infortunados del Grupo H
Dos entusiastas equipos: José Juan Díaz-Jorge Luján (BMW 323) y Juan Carlos Hernández-Pedro Vera (Alfa Romeo 2000 GT) esta vez rivalizaron en problemas con sus veteranas monturas. José Juan sufría bloqueo del cambio en la primera sección, aunque lograba mantenerse por delante de su rival. Juan Carlos pinchaba en el tramo largo, parando a cambiar rueda, lo mismo que le sucedía al equipo del BMW en el último tramo, pero aquí el Alfa Romeo sufría una salida de carretera, logrando llegar a meta con unos diez minutos perdidos que le dejaban como “farolillo rojo del rallye”.

Estos dos entusiastas merecen una felicitación por su pundonor y por mantener en activo unas monturas que en el pasado tuvieron días de gloria.

Impecable organización
El grupo mayoritario de escuderías de la provincia, uniendo sus fuerzas con la Federación de Las Palmas, desarrollaron un rallye que rayó en la perfección, porque “siempre se puede mejorar”, como acostumbra a decir Carlos Sainz. El rutómetro fue del agrado general, incluyendo ese tramo largo en la última sección que mantuvo el interés de la carrera hasta el final.

Del público decir que acudió en número muy inferior al del rallye precedente, pero con un porcentaje mayoritario de aficionados respecto a espectadores ocasionales, por lo que en este aspecto no hubo un sólo problema.

Desde que se utilizan el Estadio Insular, sus instalaciones y amplísima zona externa, es un plus de cómoda operatividad para la prueba. En carretera no hubo ningún retraso y hasta los rotuladores de las pancartas de tiempos funcionaron a la perfección.

En resumen, la prueba dejó un buen regusto entre los aficionados, y si bien la participación fue inferior a la habitual, en cambio hubo una serie de luchas igualadísimas en distintos apartados, desde el podio hasta la Promoción, pasando por el Grupo N y un apasionante Trofeo Toyota Yaris.
Página 1 de 1   
Comentarios · 0
Página 1 de 1   
Su comentario: Normas de Uso

Nombre: 
  
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Motor2000.net.
  • No se permiten comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Motor2000.net se reserva el derecho de eliminar comentarios que considere fuera de lugar o inadecuados, sin previo aviso.
  • El envío del comentario supone la aceptación de la Política de Privacidad.
» No pueden realizarse más Comentarios. Gracias por su visita.
Contactar   |   Añadir a Favoritos   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal
AUTOMOTOR EXPERT, S.L. © Copyright 2021 - Todos los derechos reservados
Cerrar
Imagen de la Noticia